Consejos para que tu cabecera de blog sea perfecta

Todo el mundo quiere dar una buena impresión con su blog, está claro, y en esos primeros segundos de visita, la cabecera juega un papel importante.

Su aspecto puede condicionar a que el lector decida seguir o salir disparadamente de él. El texto es importante, por supuesto, pero si la apariencia espanta, nadie se quedará a leer tu maravilloso contenido.

Así que, si quieres que tus visitas se queden, presta atención a estos consejos para tener una cabecera que no pase inadvertida:


consejos cabecera blog perfecta


1 – Acorde al contenido

Si te dijera que describieras la personalidad de tu blog, ¿qué dirías de él? Que es un blog serio, educativo, de humor…

Tiene que sintetizar a través de las tipografías, los colores, el fondo, o los elementos gráficos la temática y el tono del blog.

2 – Pequeña descripción o tagline

No olvides incluir, en el caso que tu logotipo no lo posea, una frase corta, memorable, sin complicaciones, que describa la temática del blog, un subtítulo que hará que el usuario se situe rápidamente sobre el contenido que va a disfrutar.

Por ejemplo, en mi caso, mi tagline es: “Ilustración para proyectos felices”.

3 – Menos es más

Mantén la cabecera simple, no la satures con mil gráficos, texturas o collage de fotografías…

Los elementos deben “respirar” entre ellos, para que no de sensación de agobio, que ofrezcan de esta manera una buena legibilidad, e invitarte a que pases.

4 – Uso sabio del color

Siempre se recomienda que los colores del diseño de un blog estén asociados a los colores del logo del mismo, ya que esto mantiene y unifica la identidad única que pueda tener.

En caso de contar con un logo monocromático, en negro, por ejemplo, utiliza colores que identifiquen al negocio y que a su vez hagan destacar el nombre del blog.

5 – Diferénciate

Hay miles de blogs, por eso debes tener un diseño que destaque sobre tu competencia, y que te identifique.

Si únicamente estás utilizando una tipografía aleatoria y el nombre del blog, probablemente tu cabecera no sea todo lo atractiva que debería, y pasará inadvertida.

Debes llamar la atención para diferenciarte de los demás y que la gente elija leerte a ti.

Por ello, una buena opción es apostar por el uso de una cabecera ilustrada, con elementos gráficos personalizados y enfocados en tu temática.

Con ello conseguirás una imagen coherente y cuidada, y por lo tanto más profesional.

Te muestro a continuación una muestra de cabeceras ilustradas, y el primer ejemplo es diseño de Saludos al pollo.


ejemplos cabeceras blog ilustración


1 / 2 / 3 / 4 / 5 / 6

Y para finalizar, vamos con un caso real y la opción de cabecera ilustrada que se le presentaría al cliente.

He tomado un blog de la blogosfera al azar, y he plasmado la imagen de fondo que tiene en la actualidad, así como el estilo del titular.

Simplemente he modificado el nombre y el tagline del blog, para conservar la privacidad de éste.


ejemplo cabecera blog batidos


Como ves, la segunda opción es la que se le presentaría a este cliente:

  • Una imagen más limpia y jerarquizada.
  • Paleta de color apropiada al tema que trata.
  • Gráficos que anticipa al lector sobre lo que va a encontrar.
  • Estética dirigida al público objetivo.

No seas como los demás, encuentra tu propia voz. Cree en tu marca y no tengas miedo a ser un poco diferente. [Salto]Generarás más confianza sobre la calidad de tu trabajo.

¿Cumple tu cabecera estos requisitos?

 

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Un comentario en “Consejos para que tu cabecera de blog sea perfecta

  1. Pingback: 5 lecciones que un ilustrador/a debe enseñar a su cliente - saludos al pollo

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.